jueves, 16 de julio de 2009

¿Cómo se clasifican los satélites según su órbita? Graficar


Los satélites son puestos en órbita mediante cohetes especiales que los sitúan circundando la tierra a distancias relativamente cercanas fuera de la atmósfera. Los tipos de satélites según sus órbitas son:

  • Satélites LEO: Orbitan la tierra a una distancia de 1.000 km y su velocidad les permite dar una vuelta al mundo en 2 hs. Se usan para proporcionar datos geológicos sobre movimiento de placas terrestres y para la Industria de la telefonía vía satélite.
  • Satélites MEO: Son satélites que se mueven en órbita medianamente cercanas, de unos 10.000 km. Su uso se destina a comunicaciones de telefonía y televisión, y a las mediciones de experimentos espaciales.
  • Satélites HEO: Estos satélites no siguen una órbita circular, sino que su órbita es elíptica. Esto supone que alcanzan distancias mucho mayores que el punto de la órbita más alejada. A menudo se utilizan para cartografiar la superficie de la tierra ya que pueden detectar un gran ángulo de superficie terrestre.
  • Satélites GEO: Tiene una velocidad de traslación igual a la velocidad de rotación de la Tierra, lo que supone que se encuentran suspendidos sobre un mismo punto del globo terrestre, por eso se llaman satélites geoestacionarios. Para que la Tiera y el satélite igualen sus velocidades es necesario que éste último se encuentre a una distancia fija de 35.800 km sobre el Ecuador. Se destinan a emisiones de televisión y de telefonía, a la transmisión de datos a larga distancia y a la detección y difusión de datos meteorológicos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada